2019 tiene que ser el año en que se recupere la negociación colectiva sectorial de Euskadi

Somos la 4ª Comunidad más inflacionista y eso significa pérdida de poder adquisitivo para trabajadores/as sin actualizar convenios. Al contrario de los que algunos sindicatos pregonan, la negociación colectiva estatal no es negativa para las personas trabajadoras vascas, gracias a la negociación colectiva estatal, 160.000 trabajadores/as vascos tienen actualizadas sus condiciones de trabajo. El abandono de la negociación colectiva sectorial en Euskadi nos ha abocado a que más de 300.000 trabajadores/as se encuentren ahora sin convenios actualizados y eso significa mantener los salarios congelados y no actualizar mejoras laborales que esos convenios venían teniendo.
Print This Post
  
  
Email This Post   


Los datos dados a conocer hoy por el Instituto Nacional de Estadística (INE) sitúan a Euskadi en el 4º puesto como Comunidad autónoma más inflacionista y eso significa pérdida de poder adquisitivo para los trabajadores/as vascos/as especialmente aquellos que tienen un convenio  sin renovar durante años y/o decaído.

La Secretaria de Política Sindical e Institucional de UGT-Euskadi, Maribel Ballesteros advierte de la necesidad de renovar los convenios colectivos de ámbito vasco pendientes, “93 convenios sectoriales, que históricamente han sido el “paraguas” y han dado cobertura y seguridad en  las condiciones laborales de miles de  trabajadores/as vascos/as”.

En un mes en el que la inflación sube y que nos muestra que estamos ante un año de repunte del IPC, “tenemos que recuperar la  negociación colectiva del ámbito de Euskadi y eso es responsabilidad tanto de las patronales como de todos los sindicatos representativos”

La negociación colectiva estatal salvaguarda condiciones en el ámbito vasco

Al contrario de los que algunos sindicatos pregonan, la negociación colectiva estatal no es negativa para las personas trabajadoras vascas. “Gracias a la negociación colectiva estatal, 160.000 trabajadores/as vascos tienen actualizadas sus condiciones de trabajo. El abandono de la negociación colectiva sectorial en Euskadi -advierte Maribel Ballesteros- nos ha abocado a que más de 300.000 trabajadores/as se encuentren ahora sin convenios actualizados, y eso significa mantener los salarios congelados y no actualizar mejoras laborales que esos convenios venían teniendo”.

La negociación colectiva sectorial no avanza en Euskadi, hay que adoptar medidas,  cada sindicato en la responsabilidad que tiene en la representación de cada uno de  los convenios colectivos, para sacar adelante acuerdos, porque no se puede seguir dejando sin convenio  a miles y miles de trabajadores/as que no van a tener nunca la posibilidad de negociar un convenio en su empresa, por trabajar en PYMEs o microPymes. No vale luego quejarse y denunciar sistemáticamente la estatalización del ámbito vasco de negociación colectiva, cuando no se asume la responsabilidad de negociar y acordar en nuestro ámbito.